Cómo personalizar el fondo de tu escritorio en simples pasos

Renovar el espacio donde trabajamos en casa puede ser sencillo y divertido con algo de imaginación y en la compañía de Sherwin-Williams ¡Mucho mejor!

Sólo vas a necesitar algunas tablas de madera y elegir tu paleta de colores favorita para lograr un degradé. En el caso que te presentamos, optamos por verdes y naranjas.

1 – Como primer paso, elije cualquier madera cepillada del tamaño que más te guste. En el caso del ejemplo, se trata de 14 tablas de 10 cm de ancho cada uno y 1,50 m de alto.

2 – Sobre dos tablas que van a ser las encargadas de sostener la estructura, acomoda las que pintarás y opta por el diseño que más te guste. En este ejemplo se trata de un diseño irregular, pero puedes elegir un estilo recto. Limpia la superficie de cualquier contaminante presente y lija con una lija para maderas fina n° 150 o 180, luego limpia con un paño todo residuo y aplica Látex Súper Kem Tone Blanco como primer o fondo para que los colores finales queden parejos.

3 – Luego viene una etapa fundamental del trabajo: el armado de la mezcla de intensidad de color. Para esto necesitamos contar con un galón de color intenso y un galón de blanco, ambos productos en Esmalte al Agua Súper Kem Tone. Comienza pintando el listón numero 1 con el color intenso y el número 14 con el blanco. Luego mezcla el color intenso con un 10% de blanco y repite la mezcla hasta lograr un tono más claro antes del blanco.

Ten en cuenta, que debes pintar 2 manos por intensidad y listón, así lograras un acabado fino y consistente en la madera.

4 – Deja secar e instala las tablas. Se puede sostener la estructura a dos varillas mediante clavos para luego colgarla, o puedes pegarlos con cola especial para maderas.

Y ¡Listo! Es así de fácil, tu nuevo lugar de trabajo quedó especial para trabajar desde casa.

Encuentra todos nuestros productos en nuestras tiendas Sherwin-Williams.

Horario de atención: lunes a viernes, de 9 a 18 hrs.